EL DETOX Y TU CUERPO.

Es importante estar informado y tener una visión holística completa de una desintoxicación. Hoy vamos a enfocarnos en las “válvulas” de desahogo o eliminación de nuestro organismo especialmente durante un proceso DETOX. Para evitar “crisis de sanación” – que es la congestión y los síntomas desagradables que puedan atentar contra nuestra voluntad y el propósito trazado de purificar al sistema – es necesario apoyar y facilitar el trabajo a los diferentes órganos del cuerpo que cumplen una función esencial y están encargados de purificar, transformar y expulsar los desechos que se producen en nuestro cuerpo en Pro de mantener el buen funcionamiento de todo el organismo, fortaleciendo el sistema inmunológico y alejándonos así de las posibles enfermedades

Nuestro cuerpo esta “ensamblado” de manera perfecta, interconectado a través de sistemas, que aunque cada uno cumple funciones especificas, juntos trabajan como un gran equipo en el que varios órganos especializados laboran constantemente para eliminar los desechos, toxinas y elementos perjudiciales para nuestra salud.

Estos órganos son:

El colon es parte de nuestro sistema digestivo y su función principal es la de cumplir la última fase de la digestión, es decir, la eliminación de los residuos. En el colon también  es absorbida la mayor cantidad de agua por nuestro organismo. Ahora imagina la CALIDAD del agua que absorbemos, si no evacuamos al menos dos o tres veces cada día. Al no evacuar de manera correcta somos nosotros mismos quienes contaminamos nuestra sangre y por consiguiente todo nuestro organismo. Mientras más lento es el proceso de eliminación de desechos, existe mayor posibilidad de descomposición, putrefacción y proliferación de bacterias y parásitos en tu organismo.  La buena noticia es que de una forma deliverada y consciente, nosotros podemos apoyar este proceso, estimulando, reeducando y actuando en el proceso de eliminación a través del “DETOX” ¿Cómo? Aumentando el consumo de agua pura, tomando suplementos como enzimas y bacterias buenas que mantengan la flora intestinal; la cúrcuma (tumeric),  la cayena pepper y el consumo de fibra, estimulan el movimiento peristáltico del intestino;  los enemas de agua pura tibia, con el zumo colado de medio limón muy temprano al levantarnos, ayudan en la evacuación al comenzar el día;  la terapia hidrocolónica, técnica extraordinaria que acelera la evacuación y limpieza de manera profunda el colon, eliminando así el resto de las toxinas acumuladas en el organismo. Los beneficios de esta terapia son inigualables, pero debe ser administrada por un especialista en dicha área.

La piel es el órgano mas grande de nuestro cuerpo y es quien nos contiene, protege del mundo exterior, regula la temperatura corporal y en donde cientos de glándulas sudoríparas trabajan en la eliminacion de toxinas a través del sudor. Así que es muy común que durante un detox, el olor corporal cambie o se intesifique y algunas impurezas, granitos se manifiesten en la piel como indicador que la limpieza se esta produciendo.
¿Cómo podemos apoyar este proceso? Con técnicas sencillas que recomiendo se incorporen en la rutina de limpieza y belleza diaria:
1) Cepillado al seco de la piel con cepillo de cerdas o con una esponja vegetal (loofa). Estimulamos la circulación sanguínea y linfática; eliminamos células muertas dejando la piel suave y poros libres para segregar sudor y con este expulsar toxinas;  “destaponamos” las gládulas sebáceas evitando granitos o espinillas.
2) Sauna, infrared sauna, tiendas de sudor o sweatlodge incrementa la sudoración y desinflama.
3) Cataplasma o máscaras de barro, arcillas en el area abdominal o cuerpo completo. La tierra absorbe las toxinas del cuerpo, regula la temperatura en especial en el área abdominal y el cuerpo descarga en ella la contaminación electromagnética. Así que caminar con los pies descalzos puede hacer una diferencia, sobretodo si pasas horas al frente a tu ordenador.
4) DETOX spa con hidroterapia, baños con hierbas, “body wraps”, duchas o baños intercambiando agua fría y caliente, estimulando así tu sistema inmunológico.

El hígado es el laboratorio del cuerpo. A través de la sangre llegan los subproductos que son procesados por éste, como la bilis, la cual contribuye a la digestión.  También se encarga de filtrar metales y químicos que vienen a través de la sangre, y que van a ir a parar a la vesícula.

La vesícula  o dicho de manera gráfica, “el contenedor de basura del hígado”, dándonos así una idea de lo que puede significar en nuestro organismo. Una vesícula saturada que se obstruye, puede ocasionar serios problemas. En muchas ocasiones se culmina en el quirófano y se debe extraer la vesícula.

Una manera preventiva es a través de una limpieza de la vesícula, en inglés “Gallbladder flush Detox” que progresivamente se va limpiando y con ello expulsamos las “bolas de colesterol”, toxinas y otros productos de desechos acumulados. Permitiendo un adecuado funcionamiento tanto de la vesícula como del hígado y facilitando el flujo de bilis durante la digestión.

Para obtener una completa limpieza este procedimiento debería hacerse 4 veces al año durante 2 años y luego 2 veces más, hasta llegar a 1 vez al año para su mantenimiento.

Los riñones: producen la orina en el cuerpo. Y su primera función es remover los desechos y otras toxinas de la sangre. También mantiene la electrólisis, el balance PH del organismo, el volumen de agua y de la acidez del organismo, que son procesos vitales para mantener la homeostasis.

Si los riñones están con bacterias, depósitos de cálculos renales y acumulación de toxinas, ellos no pueden filtrar la sangre; tampoco regular químicos y el balance del PH de forma efectiva. Una  limpieza y desintoxicacion de los riñones es un importante paso que debe tomarse en un programa holístico de Detox.

Podemos limpiar y procurar un mejor funcionamiento de todo el sistema urinario a través de: tinturas o tizanas de hierbas; zumo de manzana -que ayuda a disolver la piedras-; incorporar a nuestra dieta perejil y jengibre; suplementos como Uvi ursi, vitamina B6 y Magnesio Oxide.

Pero es el agua lo más importante, su cantidad y calidad. Si tomas agua destilada o purificada, no olvides agregar una pizca de sal marina y que asegúrate que contenga los minerales y elementos necesarios para el organismo.

La desintoxicación es un proceso múltiple para regresar a la integridad del ser. Todo esta interconectado. Podrás facilitar el funcionamiento natural de tu organismo al ir limpiado todas  las “válvulas” que ayudan a eliminar las toxinas del cuerpo. Lograrás recuperar vitalidad, salud y una longevilidad libre de achaques y dolores. Nuestro sistema inmunológico tendrá el soporte y el equilibrio necesario para su perfecto funcionamiento.Si vemos nuestro cuerpo como un todo también el proceso de desintoxicación debe trabajarse de la misma manera. En este proceso es importante dedicarle temporadas a la limpieza de cada órgano en especifico, o tomar en cuenta que cuando hagas un ayuno u otro programa de desintoxicación, estas “válvulas” de desahogo deben ser un apoyo para una óptima limpieza y así lograr alcanzar con éxito tu propósito.

Si estás en proceso de desintoxicación te recomiendo el yoga o la danza para activar tu sistema y fortalecer tu carácter.

 
Nota: Es importante que antes de empezar o aplicar estas técnicas consultes a tu médico. Muchas de estas técnicas debes llevarlas a cabo de la mano de profesionales. Lo que aporto en este artículo es estrictamente de carácter informativo y en ningún caso sustituye a la revisión o prescripción de los profesionales de la salud
Bea Sáez. 
Anuncios

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. EUNICE dice:

    Hola, como se debe tomar el agua con limón por la mañana? Ósea, caliente, frío, que tanta cantidad?
    Yo normalmente me tomo unos 750ml diario por la mañana antes de bañarme, porque leí que era muy bueno, me ha resultado bien.
    También leí que es bueno tomar agua con bicarbonato. Que saben al respecto?

    Mencionas que hay que agregarle sal de mar a el agua que tomamos (sí es purificada) que tanta cantidad? Puede ser sal del Himalaya?

    Muchas gracias

    1. Hola Eunice. Disculpa responderte un poco tarde. Lo mejor tomar el agua con limón, tibia. Lo del Bicarbonato está bien pero ten en cuenta que aumenta la cantidad de sodio en el cuerpo. Si sigues un régimen alimenticio bajo en contenido de sodio, conversa con tu doctor antes comenzar a tomar Bicarbonato.

      No es recomendable consumir agua alcalina de Bicarbonato de Sodio a largo plazo. Hay 4 minerales primordiales en nuestro sistema: calcio, magnesio, sodio y potasio. Ellos deben mantener una proporción equilibrada para mantenernos saludables. El bicarbonato de sodio contiene un cierto nivel de sodio que es fundamental para la función efectiva de nuestro organismo. Entre más agua alcalina hecha con Bicarbonato sea consumida, este mineral aumentará su presencia en nuestro organismo y efectivamente traerán sus beneficio a corto plazo. Después de un periodo de unos meses este mineral ya estará presente en altas proporción en nuestro organismo y pueden causar efectos NO DESEADOS a largo plazo. Por esta razón te recomendamos consultar a tu médico según sea tu caso particular.
      No debes consumir dosis altas de bicarbonato de sodio frecuentemente por largos periodos de tiempo. Insistimos pregunta a tu médico de cabecera antes de tomarlo. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s